Para la mayoría de las mujeres, jamás estaremos conformes con lo que tenemos, si somos rubias buscamos teñirnos el cabello de negro, si tenemos el cabello liso pues compramos una onduladora y nos hacemos rizos, si somos bajitas compramos grandes zapatos de tacones para vernos mucho más altas. En todo caso siempre estamos deseando ser algo diferente, que no se tienen en vez disfrutar de la vida siendo tal y como somos. Lo que sí está claro es que los extremos nunca son nada fáciles y cuando uno se sale de los estándares que se denominan “normales”, podemos llegar a sentirnos incomodos o un poco mal. Este es el ejemplo de las mujeres de nuestra lista, que tiene que luchar contra su altura todos los días de su vida.
Una salida con amigas

Imagina lo que es tener una amiga que fácilmente es tres cabezas más alta que tú y a su lado pareces recién salida de La Comarca o familia de Frodo. Este es el caso de esta chica que deja pequeño a todo el que se ponga a su lado ya que mide nada menos que 2 metros de altura. Siempre va a destacar entre el resto de sus amigas y lo peor de todo, siendo mujer, no podrá encontrar tacones lindos que le sirvan a su enorme pie. Además, la pobre no querría ponerse tacones para verse más alta de lo que realmente es.
The post Nunca es fácil ser muy alta appeared first on Game Of Glam.

Written by

admin